Acupuntura Veterinaria

ACUPUNTURA VETERINARIA
y los animales... nuestros terapeutas innatos

La Medicina Tradicional China (MTC) se basa en la energía, y en ella humanos y animales estamos íntimamente relacionados. Tanto animales como personas tienen su "espíritu", sienten, aman, tienen miedo, se alegran... y enferman cuando se les maltrata o cuando sus propietarios están enfermos. Ellos dan la vida por las personas que aman.
La Acupuntura Veterinaria nació en China hace más de 3.000 años y constituye una de las especialidades de la Medicina Veterinaria Tradicional China (MVTC), junto con la Herbología, la Dietoterapia y el masaje Tui-na.

Así es como la MTC sostiene que los animales son unos terapeutas innatos, porque ellos están relacionados etimológicamente con los órganos internos del cuerpo humano.
El gato y las aves de corral, con el Hígado
El perro y el cordero, con el Corazón
La vaca y la tortuga, con el Bazo
El caballo y los pájaros, con los Pulmones
El cerdo, el hurón, el delfín y el ser humano, con el Riñón

La acupuntura no es una terapia exclusiva para las personas, sino que los animales responden a sus beneficios entre 3 y 5 veces más rápido que los seres humanos. De hecho, los pacientes mejoran al tratar con el animal que le corresponde al órgano enfermo.

En apenas dos décadas se ha experimentado un cambio importante en la relación del hombre con los animales: tienen una vida plena, llena de comodidades, con buena alimentación, buena asistencia veterinaria, reciben revisiones periódicas, paseamos y jugamos con ellos... Y con estas condiciones, su esperanza de vida ha aumentado de forma espectacular.

Esto conlleva la necesidad del tratamiento de problemas de salud propios de animales mayores o geriátricos, como es el cáncer, la artrosis y la artritis, dolores, cojeras, debilidad, pérdida de peso, problemas de riñón y corazón... y paulatinamente su calidad de vida va disminuyendo.

La medicina occidental, a través de fármacos o de medicamentos demasiado agresivos con efectos secundarios graves, no es efectiva con estas patologías, cada vez más frecuentes.
Es aquí cuando es muy recomendable acudir a la Acupuntura, a la Medicina Tradicional China, con el fin de paliar los síntomas propios de la vejez y para tratar el origen de estas patologías.

El objetivo fundamental al tratar a un animal mayor es aliviar o eliminar el dolor que se sufre al padecer artrosis y artritis en las articulaciones de los miembros y espalda (espondiloartrosis), aliviar y disminuir las consecuencias del cáncer y hacer más llevadera la quimioterapia (por sus efectos secundarios devastadores, y ayudar a los órganos (riñón, corazón, estómago, etc.) a su buen funcionamiento.

Si logramos eliminar el dolor, aumentará su calidad de vida, y eso es lo importante.
La Acupuntura y Medicina Tradicional China Veterinaria busca el perfecto equilibrio del cuerpo donde no tiene lugar la enfermedad.

Tratamiento de acupuntura, información básica:

-¿Cuántas sesiones necesitará el animal para encontrarse bien?
El número de sesiones depende de la enfermedad y del estado de salud del animal, y lo más importante, depende del tiempo que lleve nuestro perro con dicha enfermedad.
En determinados casos, servirá de apoyo la Fitoterapia para conseguir el dolor lo antes posible.
Las sesiones de mantenimiento se irán distanciando conforme veamos que el perro está estable y no muestra dolor.
En caso de enfermedades agudas (resfriado, diarrea...) tan solo serán necesarias de 1 a 3 sesiones para resolver por completo el problema; sin embargo, en casos de enfermedad crónica, tales como bronconeumonías crónicas, IBD (enfermedad inflamatoria intestinal), alergias, cáncer o inmunodeficiencias se necesitarán una mayor cantidad de sesiones para estabilizar al paciente.
Lo recomendable para estos pacientes crónicos es que tengan sesiones de acupuntura de mantenimiento con el único fin de mejorar su calidad de vida.

-La acupuntura no duele
No duele en absoluto; es más, la mayoría de perros y gatos se duermen durante las sesiones.
Cierto es que, al pinchar sobre un acupunto (cercano a una terminación nerviosa) existe una reacción de sorpresa por parte del paciente, y dependiendo de cómo sea su carácter, se puede sobresaltar. Pero no es dolor lo que sienten.
Las agujas son de acero inoxidable, estériles desechables, y muy finas. Una vez se inserta la aguja en su sitio, los animales se relajan, quedándose adormilados.

-¿Cuánto dura cada sesión?
La primera sesión de acupuntura suele durar unas 2 horas. En ella se hace un exhaustivo examen al paciente y un cuestionario a los propietarios con el objetivo de conocer en profundidad el problema y hallar un diagnóstico.
En esta misma sesión se comienza con la Acupuntura, y si fuera necesario, aplicar Fitoterapia y asesorar sobre alimentación.
Las sesiones siguientes son más ligeras, de una hora aproximadamente en el que el paciente cuenta los cambios que ha apreciado, se reevalúa al animal y se continúa con la acupuntura.
Al igual que en las personas, el animal debe estar tranquilo al iniciar una sesión de acupuntura. Las agujas que inserta el veterinario en el animal permanecen en el cuerpo de la mascota, de media, unos 20 minutos.

Cada animal es un mundo, todos son diferentes y, por tanto, todos responden de manera diferente frente a la acupuntura. Pero, por lo general, les suele gustar.

Autoría:
Torre Natura Veterinaris
José Mora - Social Media Marketing

Copyright 2012. | www.torrenaturaveterinaris.com - C/ San Cristobal,19 - Torrent C.P 46900 (Valencia) - torrenaturavet@gmail.com - Tlf: 961 551 108 / 671 709 323